Dos anécdotas de Bent Larsen

Bent Larsen | Foto:D.R.
Bent Larsen seis veces campeón de Dinamarca,vivió tres cuartos de siglo,hasta el 8 de septiembre de 2010, cuando falleció en Buenos Aires.

Nacido el 4 de marzo de 1935 en Dinamarca, con un primer nombre de Jørgen, que nadie conoce, Bent Larsen vivió tres cuartos de siglo, hasta el 8 de septiembre de 2010, cuando falleció en Buenos Aires.

Seis veces campeón de Dinamarca y ganador de 3 Interzonales (1964, 67 y 73), le conocimos los cubanos en la Olimpíada de 1966 y al año siguiente, 1967, ganó el V Memorial Capablanca, Tenía yo 15 años y me impresionó cuando le preguntaron por el favorito y contestó: “Cuando juego un torneo, soy mi propio favorito”. Cumplió su palabra.

Ese año recibió el primer Oscar del ajedrez, pero no es reconocido de forma oficial. Iba a hacer la anécdota relacionada con el 1er. match URSS-Resto del Mundo, pero eso lo dejo para otro trabajo, que si uno se embulla a escribir sobre el escandinavo, sale un libro.

Libro de Bent Larsen 
" Yo juego a ganar"

Hablando de libros, es muy popular el suyo Yo juego a ganar, y tiene que ver con la primera anécdota de hoy: durante el torneo Clarín de 1981, Larsen encabezaba el  evento cuando le tocaba enfrentar con blancas al Campeón Mundial Anatoli Karpov. Fue cauteloso, hasta el pacífico desenlace.

Al finalizar el encuentro, los periodistas le entrevistaron: --Maestro, si usted declara que solo juega para ganar, ¿por qué esta vez  no obró de ese modo?

Su respuesta brotó rápida: -¡Pero, hombre, no ve usted que yo jugué para ganar... el torneo! Claro está que para lograrlo, yo debía entablar con Karpov.

La otra anécdota, también en Buenos Aires, se remite a su último torneo internacional, en octubre de 2008. Era el 2º Elo y… perdió las 9 partidas. Tenía 73 años. Pero el motivo no es ese, sino que jugó “extraño”. Por ejemplo, empezó una partida con “g4”. Carlos Horacio García Palermo le propuso tablas en la apertura, y no aceptó.

Hablaba bien el idioma español porque vivió en España, entre los años 60 y 70, y desde 1982 en Argentina, con su esposa Laura, oriunda de ese país. Era diabético y murió de un derrame cerebral.

Por Jesús G. Bayolo.


Publicado el

Responder a este artículo

Ir arriba ▲
Los socios que tienen un abono válido (despues de los 7 días gratis) pueden comentar los artículos ¡ Abónese !

Los comentarios (0)

  • No hay reacción por el momento